Buscar

jueves, 12 de agosto de 2010

Manifiesto unitario de la izquierda soberanista andaluza en homenaje a Blas Infante en el 74º aniversario de su asesinato ayer 11 de agosto


Blas Infante Pérez de Vargas, Casares (Málaga) 5 de julio de 1885 – Sevilla, 11 de agosto de 1936

En 1940 es condenado a muerte 4 años después de su asesinato

Manifiesto

Un año más, venimos a esta plaza, a rendir homenaje al padre de la patria andaluza, a Blas Infante. Aquí se hallaba la improvisada cárcel donde pasó sus últimas horas de vida antes de que las balas fascistas lo mataran. Blas Infante fue asesinado por “revolucionario y separatista” tal y como refleja su sentencia, dictada años después de su asesinato.

Junto a Blas Infante, decenas de miles de andaluces y andaluzas, luchadores y luchadoras por nuestra tierra, por la libertad y por la causa obrera, cayeron víctimas de la represión franquista.

Sin embargo, no pudieron matar sus ideales. Hoy, seguimos en la brecha defendiendo los intereses de la clase trabajadora en la búsqueda de una Andalucía libre y soberana que pueda decidir libremente su futuro en solidaridad y hermandad con los otros pueblos oprimidos del mundo.

Andalucía necesita más que nunca recuperar de verdad la figura y las ideas de Blas Infante. Los actos protocolarios que desde la política oficial se organizan están llenos de falsedad, hipocresía e incoherencia. El Gobierno andaluz de Chaves, y ahora de Griñán, no quieren recuperar el mensaje de Blas Infante porque todos los días lo están pisoteando con sus acciones y decisiones. Blas Infante estaría en contra de la presencia en nuestra tierra de bases extranjeras de muerte y destrucción y lucharía por una Andalucía de paz y solidaridad. Blas Infante se manifestaría contra esa estructura latifundista de la tierra herencia de la conquista que representa un obstáculo para nuestro desarrollo. Blas Infante se opondría a las políticas neoliberales que recortan los derechos sociales y pretenden esclavizar al mundo del trabajo y, de estar con vida, como ya lo hizo en su momento, se solidarizaría con el sindicalismo andaluz de clase y brindaría por el triunfo de la huelga general.

A Blas Infante no le hubiera gustado ver cómo aquellos que desde el poder abusan de su nombre y desmantelan nuestra pesca y nuestra industria; cómo nos engañan con un estatuto que nos convierte en un país más dependiente en lo económico y subordinado en lo político; cómo trivializan nuestra cultura e identidad nacional; como pisotean nuestra larga historia…

Todavía queda mucho para que los ideales de justicia, libertad y emancipación nacional y social que Blas Infante promulgó, se lleven a cabo, pero no hay duda de que su mensaje permanecerá vivo si se lucha cada día para conseguirlos.

Las organizaciones de la izquierda soberanista andaluza que convocamos este acto nos comprometemos a seguir defendiendo esos ideales porque así rendimos homenaje a Blas Infante cada día y proponemos que en esta plaza de Sevilla, donde pasó sus últimas horas, y con ocasión del próximo 75º Aniversario de su asesinato, se levante una estatua que recuerde su vida y su obra. Y para ello, desde este momento, nos constituimos en plataforma pro-monumento al Padre de la Patria Andaluza, Blas Infante.

¡VIVA ANDALUCÍA LIBRE Y SOBERANA!

SAT, CUT-BAI, N.A, BNA, JIRA, jaleo!!!, AC, JJAA

Nota Estación Malagueña: Leido el domingo 8 en la concentración en Sevilla